Test para saber si estás en forma y cuánto te queda de vida

cuclillas-sin-elevar-talones_thumb_e

¿Es posible predecir cuándo tiempo nos queda de vida? Hay métodos para todos los gustos y estómagos, al que hay que incluir el que recurre a un simple ejercicio físico, propuesto por un grupo de investigadores brasileños, que ha desarrollado el test de sentar-levantar. Un nombre tan sencillo no oculta nada complicado: examinar cuánto nos cuesta agacharnos y en ponernos de pie de nuevo puede darnos una buena idea de cuánto viviremos, aseguran los médicos liderados por el doctor Claudio Gil Araujo.

El test nació en el momento en el que el fisioterapeuta se dio cuenta de que uno de los problemas de movilidad más habituales entre los ancianos se encontraba a la hora de agacharse para recoger algo del suelo. La flexibilidad es muy importante para la salud a largo plazo, pero Araujo se dio cuenta de que no era capaz de concienciar a sus pacientes de la necesidad de mantenerse en buena forma para evitar caídas. Por eso desarrolló este elocuente método que, en teoría, es capaz de cuantificar cuánto nos queda sobre la faz de la Tierra y que, a diferencia de otros, no requiere ningún equipamiento especial.

Eres tan viejo como te sientas.

Este método apareció por primera vez referido en un estudio publicado en el European Journal of Cardiology, en el que se explicaba cómo este ejercicio podía predecir la muerte por todo tipo de causas. Para ello, Araujo analizó a más de 2.000 personas de entre 51 y 80 años de Río de Janeiro. Aquellos que obtuvieron una puntuación menor a ocho puntos tenían el doble de probabilidades de morir en los próximos años que los que tuvieron más puntos, y los que obtenían una puntuación inferior a los tres tenían hasta cinco veces más de probabilidades de fallecer que los que obtuvieron un nueve o un diez. En definitiva: si no eres capaz de agacharte, es hora de que te alarmes.

Cada punto obtenido en la prueba disminuye en un 21% las probabilidades de fallecer en el futuro inmediato

La evaluación del ejercicio se realiza de la siguiente manera: cada participante tiene 10 puntos al principio, pero pierde uno cuando requiere ayuda de algún elemento externo o alguna parte del cuerpo para incorporarse. Aproximadamente, cada punto obtenido en la prueba disminuía en un 21% las probabilidades de fallecer en el futuro inmediato. Estos son los pasos que debe seguir si usted quiere hacer en su casa este test. No se alarme si ha obtenido una baja puntuación. No es oro todo lo que reluce, pero preocúpese por dedicar un poco más de tiempo a las prácticas de ejercicio físico.

El Test:

  1. Ponte de pie. Asegúrate de que hay el suficiente espacio a tu alrededor y de que llevas puesta ropa confortable que te permita hacer los ejercicios en las mejores condiciones.
  2. Sin apoyarte en nada, siéntate en el suelo. Ahí empieza lo difícil.
  3. Una vez te hayas sentado en el suelo, vuelve a intentar a ponerte de pie sin agarrarte a nada.

¿Fácil? No lo es tanto. Como explica el doctor, cualquier apoyo resta puntos. Por eso, si necesitas utilizar las manos para levantarte, perderás un punto. También si tienes que ponerte de rodillas antes de ponerte de pie, o incluso si tienes que apoyarte con las manos en los muslos para levantarte. Ninguna sujeción es posible, ni siquiera apoyarnos en el lateral de la pierna al ponernos de pie. Además, debemos restar un medio punto si perdemos el equilibrio. Cada uno de los movimientos (sentarnos y ponernos de pie) tiene una puntuación de cinco sobre 10.

Debido a que podemos hacer trampas en nuestra valoración personal –no queremos pensar que vamos a morir tan pronto–, conviene que sea alguien más quien lleve la cuenta de los puntos que perdemos. Tampoco debemos practicarlo si podemos lesionarnos o sufrimos de artritis. No es, como resulta obvio, un sistema infalible ni mucho menos, y ha sido criticado por fisioterapeutas ingleses, que recuerdan que es un método muy simplista. Pero, si obviamos la pretendida exactitud científica, nos da una buena idea de cómo estamos de cascados.
1115055327

Vía: El Confidencial.

Anuncios